OREO: La galleta que podría cometer un genocidio

Yo no soy mucho de galletas, pero cuando me apetecen galletas, quiero galletas, no sucedáneos híbridos con aspiraciones dietécas, llenas de fibra y centeno que son como masticar mimbre. Por no hablar de las que llevan soja. Que hay que joderse con la soja y su versatilidad, que si leche, zumo, galletas, pan, aceite. Sólo falta que sirva de combustible y se acaba la crisis energértica de un plumazo, o de una cosecha, mejor dicho. Porque da para todo, y eso que yo creo que la mayoría de la gente ni siquiera tiene muy claro lo que es. Pero tiene más usos que el aloe-vera, que tampoco sé lo que es, por cierto. No será para tanto…, la soja es una legumbre, dirá alguno. Ya… Pues dibújala. ¿Quién sabe dibujar una soja? Ni dios, es la verdad. A la mayoría os saldría mejor un dibujo del botafumeiro de la catedral de Santiago hecho de memoria, que el de la puñetera soja. Pero tranquis, que yo soy un tío que para escribir se documenta. Resulta que la soja es una planta leguminosa, una especie de judía procedente de Asia. Que di tú, que sí es judía y es asiática tiene que ser rentable y productiva a la fuerza, pero de ahí a que dé para hacer todas esas cosas, ya me parece un pelín exagerado.

Y el otro día quería galletas, galletas golosas, no galletas María de esas que sin un tazón de leche no saben a nada. No, yo quería, crema, cacao, larpeirada*, que se dice. Y me compré unas Oreo. Sí, ya sé que no son la fiesta del colesterol para tener tanta ansiedad por devorar aceites vegetales, hay cosas peores, pero no sé, las vi, me las llevé y me dispuse a darme el homenaje. Abrí la caja, que es de cartón, después saqué un paquetito, vienen de cuatro en cuatro. Eso no se hace. Aunque sólo quieras una, sabes que te vas a comer las cuatro. Sí, habrá alguno que se coma dos, doble el plastiquito y vuelva a meter las otras dos en la caja. Pero os voy a dar un consejo, si conocéis a alguien así, alejaos de él. Esa persona es un amargado que no sabe disfrutar a lo grande de los pequeños placeres. Es más, os voy a decir una cosa, si os liáis con ese tío, es probable que a los cinco minutos de polvo se dé por satisfecho, y sin haber rematado la faena, se saque el preservativo, lo enrolle y lo vuelva a meter en la cajita.

Dicho esto y abiertas las galletas, me dispuse a comer la primera y no sé como, ni por qué, pero me sorprendí a mi mismo destapando la puñetera galleta. O más bien sí que se por qué, porque hace un par de años había un anuncio en el que decían como comer la galletita de las narices, y decían que había que destaparla. Y yo voy, y la destapo. En más de veinte años comiendo galletas Príncipe de Beukelaer, que son unas galletas con una estructura análoga, no se me ocurrió intentar destapar una, es más, si por cualquier motivo alguna venía rota con media tapita suelta te daban ganas de ir a partirle la cara a la cajera del súper por no meterlas en la bolsa con cuidado. Pero las Oreo, como te dicen en el anuncio que las destapes, vas, y las destapas, y yo desde que me di cuenta de esto vivo con miedo, con mucho miedo, con miedo por mi vida, porque sé que si en el anuncio de Oreo me dicen que me tire de un puente, sé que me voy a tirar.

*Larpeirada: En gallego, chuchería, dicho de algo que sea muy goloso.

21 Responses to “OREO: La galleta que podría cometer un genocidio”


  1. 1 Aitor Larrea 19 septiembre 2008 a las 10:57

    Hola!
    Tengo que preguntarte una cosa:
    ¿por que escribes en dos blogs diferentes cosas diferentes, en vez de compiar-pegar de uno a otro?
    A mi se me ocurren varias razones
    a) Porque te gusta escribir y con los guiones no tienes suficiente.
    b) Porque asi la gente visita los dos para no perderse nada.
    c) Porque has hecho un estudio de que clase de personas entran en uno u otro y escribes acorde a target de cada uno de ellos.
    d) Porque me sale de los coj****, imbecil!
    Saludos!

  2. 2 Cristina 19 septiembre 2008 a las 11:18

    Boas Rober.

    Para empezar pasoume o mesmo de todalas semanas, fun o teu fotolog para firmarche pero xa estaba cheo, nunca chego a tempo, que mala sorte a miña xD. Menos mal que aínda me queda este recunchiño para facelo xD.

    Encántame todo o que escribes. Totalmente de acordo co das galletas xD. Bótanlle tanta trapallada desta nova que xa un chega a dudar tamén se de verdade son galletas.

    O de larpeirada, aí chégaschesme a alma xD. Que ricas están as larpeiradas.

    E máis nada. Ah! Rober, non te tires dunha ponte aínda co anuncio cho diga, non o fagas xDD.

    Moitos bicos e coidate durante estes días de descansiño que tes😉

  3. 3 Eva* 19 septiembre 2008 a las 16:08

    hola rober!

    para empezar keria decirte que m encantas! tendrias k salir siempre en SLQH🙂

    y segundo: yo soy de las k cuando era pequeña no m comia una galleta principe sin abrirla y comerme primero el chocolate…. ñammmmmm

    y ya para akabar.. k tengas muy buenas vacaciones!!

    besillos desde baleares

  4. 4 TELEpatético 19 septiembre 2008 a las 16:45

    Sabia reflexión, yo siempre he tenido mucho miedo a los imperativos en los anuncios porque eso de “vaya a su kiosco”, “abra una supercuenta” y “tírese por un puente” (que un día lo dirán, ya verás)… pues ahí ando yo siempre haciendo lo que me dicen. Y hay que tener un cuidado con según que anuncios. Eso sí, yo ya destapaba las galletas Príncipe y me comía primero el chocolate antes de que se vendieran por aquí las Oreo. Lo que era jodido es sacar la jodida galleta entera… disfruta de tu más que merecidas vacaciones.

  5. 5 strigoyu 19 septiembre 2008 a las 16:58

    Me he dado cuenta de que yo no tendria problema alguno, no me gustan esas galletas… yo soy más de las chips and joy que no se si se llaman asi pero asi las llamo yo xD vamos que las galletas son un mundo, pero mi ama siempre compra las maria que como dices solo sirven pa la leche… en fin espero que tengas muy buenas vacaciones y que lo pases genial, traenos alguna foto ya que no podemos ir!😀
    un saludo!!! muxus!!

  6. 6 KrisQueTeCaes 19 septiembre 2008 a las 17:01

    Hola Rober!

    Qué tal? Yo también estoy de vacaciones (por fin me han dado vacaciones ahora que empieza el curso, para que no las disfrute XD).

    En fin, yo sí que he destapado las galletas “Principe”…pero para ponerles Nocilla y aumentar la cantidad de chocolate, que me parecía poco😄. Y que sepas que las Oreo ganan mucho con leche con Cola-cao que a mi también me parecen tan insípidas como las María (supongo que yo soy más de chocolate con churros…)

    Te echo de menos en el programa (lo poco que lo estoy viendo estos días…)

    Bicos!
    Cris

  7. 7 xana 19 septiembre 2008 a las 21:07

    es el tipico comentario de adulacion, lo se, pero molas, y molas mucho. yeahhh🙂

    Abur iogur!

  8. 8 lauradaphne 19 septiembre 2008 a las 21:27

    Hola! las oreo son un vicio, la verdad, y si tienen chocolate blanco por encima también. Si yo una vez me comí una tarta de óreo, madre mía… Y una cosa ¿En serio que puede reciclar un condón un tío que guarda las restantes galletas? jajjajajajjajajjaja, mira que eres psicólogo…a mi una vez me dijeron que si un tio no se ponía el cinturón de seguridad, es que nunca se ponía un condón…¿Será cierto? jijijiji

  9. 9 Min 19 septiembre 2008 a las 22:31

    UN dos mellores que lin,
    a verdade é que estas nuns limites que é dificil superarse, pero sintome totalmente identificado, e apoito totalmente o que dis.
    Segue polo teu camiño, e é unha pena que nunca tivese a oportunidade de verte en directo, pero xa pasara…
    Por certo, que lin polo teu fotolog que te ves a Londres, se queres tomarte unha pinta conta comigo jajaja

    En serio, é un mito, non son nada undergraoud, son INGLESES

    Unha aperta

  10. 10 Pepe 20 septiembre 2008 a las 07:53

    Joer, qué recuerdos, las Príncipe de Beukelaer, que hasta dieron nombre a un tipo de corte de pelo… Es que si cogía el paquete (de galletas) por mi cuenta, tenía bronca de mi madre asegurada, porque no dejaba ni una.
    Sigue así, figura. Enhorabuena.
    Saludos desde Brasil.

  11. 11 Naru 20 septiembre 2008 a las 15:13

    ¡Hola Rober! Primera vez que comento en tu blog, me enteré hace poco de que existía (blog, fotolog, te falta el Tuenti xDDD) y la verdad es que me estuve partiendo el pecho leyéndolo entero. Tienes un don especial para esto, joder, cómo le sacas el lado cómico a cosas tan tontas y cotidianas como las galletas o el champú. Es que eres único.

    Pero principalmente lo que te tenía que decir está relacionado con la entrada en la que hablabas de tus primeros días en SLQH. Reconozco que tenía mis dudas cuando dijeron que Ángel se iba en Julio y le ibas a sustituir tú, sobre todo porque yo a ti te veía como sustituto natural de Miki, y en la web del programa te vendieron como el nuevo analista de medios. Sé que te habrán echado las culpas del bajo nivel de los primeros programas de Julio, y yo quiero decir que lo fue de juzgado de guardia es la forma en la que te fueron cambiando de sección en la primera semana, si los espectadores estábamos descolocados, no me quiero imaginar cómo estarías tú. Pese a todo cada día lo hacías mejor y el día que soltaste eso de “bueno, yo de nervios sé un poquillo” definitivamente te nos ganaste a todos. Diste la cara como un campeón, tú y todos los sustitutos (qué grande Alberto), y con Dani y Ángel en Agosto ya fue la caña.

    En fin, que me alegro al saber que sigues en SLQH, me gustaría verte todos los días pero menos da una piedra. A ver si la próxima vez que vaya al programa ya tienes un patrón fijo de apariciones y te puedo llevar una foto para que me la firmes. Ale, a cuidarse🙂

    PD: Me encantó la foto que pusiste de los Chicos de la Cueva. A ver si os hacéis otra con los que faltaban, que aparte de que esa otra gente que no sale en el programa merece que se la conozca, me haría ilusión tener una foto donde aparecierais mis cuatro ídolos juntos (Alberto, Ángel, Dani y tú, por si no ha quedado claro xD). Y dejo de darte la lata ya😛

  12. 12 Sonia 21 septiembre 2008 a las 14:37

    A mi hace poco me pasó lo mismo con las Oreo… Creo que desde entonces les tengo resquemor. Yo con las galleta María me las apañaba échandoles Nocilla por encima para que supieran a algo, eran como unas Oreo o unas Príncipe pero más caseras (y algo más pringosas, la verdad) y mientras tanto pues me entretenía, cosa que mi madre agradecía.

    Un beso desde La Mancha!

  13. 13 carlachan 22 septiembre 2008 a las 09:07

    Ei!! Yo soy de las que se come las galletas de 2 en 2 y… no soy una amargada!! >.<

    Joe Rober… me has hecho llorar… T^T

  14. 14 Tiri 22 septiembre 2008 a las 17:34

    Pero cuanta sabiduria madre!!!

    odio las galletas de fibra, que saben a pipas más bien!!!

  15. 15 Mika Nadal Martin 27 septiembre 2008 a las 15:08

    Uuuh… tienes razón, ahora cuándo vea un anuncio de galletas Oreo tendré que apagar la tele… Dios menos mal que lo has dicho, gracias!

    Por cierto, me encantas en SLQH aunque si te interesa mi opinión… os pasasteis tela con lo de Pilar.

    Ponte otro lacito en la cabeza que estás mu mono xD y a mi me encantan tus corbatas, eh?

    Muchos besos y suerte en todo!

  16. 16 weblara 27 septiembre 2008 a las 23:55

    Te doy toda la razón, en que cuando me encontraba una galleta príncipe rota, me daba una mala leche… que pa que.
    De todas formas a mi las oreo, como que no dicen nada, hay otra clase de galletas, que no recuerdo el nombre, que van también en paquetes de cuatro y tienen chocolate solo por un lado, esas si que están de vicio, me podría comer cuatro paquetes de un golpe.
    En fin, me ha gustado mucho tu blog, vendré a visitarte más amenudo, si no te importa, claro.
    Besucos!!

  17. 17 Rubentxo 28 septiembre 2008 a las 15:45

    Oreoooooo, oreoooooooo, oreoooooooooo, oreooooooooó

  18. 18 Sergio 28 septiembre 2008 a las 16:11

    Rober, con las galletas Oreo ocurre como con los muebles de Ikea, que aunque parece muy fácil,necesitan de instrucciones para darle uso. Aunque si uno escucha el anuncio sin ver las imagenes, parece una peli porno… sácala, ábrela, lámela, mójala… Buffff Luego da corte pedirla en el mercado.

    Yo, como soy monarquico, siempre me han gustado más las del Príncipe de Beckelar, aunque me dé un poquito de grima lo del pelucon tipo Maritrini, que parece que te vas a encontrar mogollón de pelos en el chocolate.

    Abrrrrrrazos.

  19. 19 Carlota 26 febrero 2009 a las 12:56

    Muy bueno Rober, un beso gallego, cuídate.


  1. 1 Rober the best!!1 « Vaicajardecampo Trackback en 4 octubre 2008 a las 12:21
  2. 2 Los niños del mañana… ¡Vaya hijos de puta! « Rober Bodegas Trackback en 19 marzo 2009 a las 21:11

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




Secciones del Blog

Mi twitter

Error: Twitter no responde. Por favor, espera unos minutos y actualiza esta página.

septiembre 2008
L M X J V S D
« Ago   Oct »
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
2930  

Y contigo van...

  • 446,421 visitas

Categorías

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 96 seguidores


A %d blogueros les gusta esto: