Archivos para 12 mayo 2008

Movimiento de Rober Para Anunciar Estrella

Muy buenas,

Muchos ya os habréis enterado, algunos estareis aburridos de verme por ahí colgado, pero otros no tendréis ni idea. Pues bien, la cuestión es la siguiente. Estrella Galicia, la cerveza por antonomasia en Galicia (¿por qué será?), o más bien, los responsables de la marca han considerado que yo transmitía unos valores, sensaciones o como los queráis llamar, idóneos para representar su producto. Yo que daba el “perfil” lo tenía claro. De hecho como más comodo me hubiera sentido habría sido anunciado un formato de litro…

Pero bueno, ellos sabrán lo que hacen y en quien confían que para algo son gente estudiada. Y yo mientras, encantado de contar mis paridas por la tele en nanomonólogos de 40 segundos. Como este:

La idea de la campaña, que yo os anticipo en exclusiva, es que, para no resultar demasiado rallante repitiendo las mismas chorradas durante meses, es que cada quince días aproximadamente, aparezcan nuevos sketches/anuncios. Así que permaneced atentos a los intermedios en la tele (sólo en Galicia, TVG, Antena3 y La1) o a la página WWW.MAPIE.ES

Esta es la razón por la que esta página se traslada a WEBLOGS.MAPIE.ES/ROBERBODEGAS, dentro del portal MAPIE, en el que también podréis crear o mudar (como yo) vuestro blog.

Aunque no preocuparse demasiado los que me tengáis enlazado que podréis seguir accediendo normalmente a través de wordpress.

Un beso y continuad visitándome!

Por cierto, en el blog de crítica de televisión TELEPATÉTICO en donde todo sea dicho, siempre me tratan muy bien, ya se han hecho eco de este hecho (valga la redundancia) y me han hecho una crítica que podéis leer clickando en el enlace anterior. Bueno vale, también clickando aquí

Lo dicho, nos vemos!

Son Goku vs. Pikachu

Los de mi generación solemos comentar orgullosos que disfrutamos de más calidad en la programación infantil que los niños de ahora y el botón de muestra suele ser la serie de dibujos Pokémon, que con tono despectivo explicamos a los que no la conocen que va de unos niños preadolescentes que coleccionan unos monstruitos de medio metro de alto que ellos mismos cuidan y adiestran y los transportan en unas esferas poco más grandes que una pelota de tenis. No tiene ningún sentido, eran mucho mejores Son Goku y sus bolas de dragón, dónde va a parar, afirmamos más convencidos que David el Gnomo de que es siete veces más fuerte que nosotros.

Pues qué queréis que os diga. Recapacitemos. Los monstruos de Pokémon puestos unos encima de otros haciendo un castellet no alcanzan ni la cuarta parte de la altura del dragón de Son Goku. Y eso sin entrar a considerar el valor formativo que supone mostrar a un niño educando y haciéndose cargo de una criatura socialmente inaceptada como es Pikachu. Y sí, vale, es difícil de aceptar que el bichejo pueda salir de esa esferita. Pero si me creo que tres kilos de Ariel caben dentro de la arielita gracias a su nueva fórmula ultraconcentrada, también me creo lo del bichejo. Además, peores eran las cápsulas que tenían Son Goku y sus coleguitas, que eran del tamaño de un antibiótico, y al abrirlas podía salir desde un coche hasta un chalecito para poner en la sierra.

Que aquí ya no voy tanto al hecho de que pueda aparecer una casa al abrir una pastillita, que eso no es para tanto teniendo en cuenta que al abrir un maletín han aparecido urbanizaciones enteras en toda la costa. Lo que no soy capaz de creerme es que dentro de esa casa que se autogeneraba ya hubiera galletitas en la despensa y leche fresca en la nevera. Y lo que es peor, que si pasaban cinco o seis días sin usar la capsulita de la casa, que al volver a hacer aparecer la casa de nuevo, la leche no estuviese cortada o al menos un pelín ácida.

Por otra parte, en Son Goku no dejaban de andar a piñazos los unos con los otros, ya fuese por deporte en los campeonatos, o para solucionar cualquier tipo de desavenencia. Mientras que los niños adiestra-pokémon se aprovechan de sus monstruitos para canalizar su ira y resolver sus conflictos sin recurrir, al menos de forma directa, a la violencia física. Sin duda una solución mucho más pedagógica en estos tiempos de bullying.

Pero si hay un valor negativo que nos inculcase Son Goku, era sin duda la codicia. Que Son Goku era tan codicioso que si no llega a ser porque metía unos guantazos como panes lo hubiese matado el malo de Seven como paradigma de tal pecado capital. Porque que un tío que vuela en una nube que la llama y viene a recogerlo (que tenía que venirse a Galicia, le iba a costar más encontrarla que a mí el coche en el párking del Carrefour el día que empiezan las rebajas), que tiene un bastón que se estira no sé si hasta el cielo pero sí hasta el purgatorio, que lanza ondas vitales con las manos y que si hay luna llena se convierte en un mono más grande que el padre de King Kong, pues que ese tío se pase la vida obsesionado con encontrar unas bolas mágicas es para cogerlo y decirle: «Filliño, deja algo para los demás, ¿qué más quieres?».

Y al margen de morales y comparaciones a mí, si había una cosa que me hacía levantar suspicacias en Las Bolas Mágicas era que el entrenador que tenía Son Goku siempre llevaba una coraza enorme de tortuga en la chepa, que yo no sé si era porque no tenía una capsulita mágica de esas y tenía que llevar la casa a cuestas, o porque indirectamente estaba ofreciendo sus servicios a las tortugas ninja. Pero lo que está claro es que en algún lado del mundo hay una tortuga enorme sin cascarón llevando un hatillo, porque el señor este le ha robado la casa.

De todos modos, y dicho esto, si hay algo que de verdad no me acabe de cuadrar es que cuatro tortugas plantígradas se pudiesen pasear tranquilamente por Nueva York y que nadie se diese cuenta gracias a que llevaban una gabardina. Pero ese ya es otro tema?


Secciones del Blog

Mi twitter

mayo 2008
L M X J V S D
« Abr   Jun »
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031  

Y contigo van...

  • 450,413 visitas

Categorías

Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

Únete a otros 98 seguidores